4 ene. 2012

Realidad Bizarra (Radio Bizzarre)





Y aqui está nuestro spot de Realidad Bizzarra :D este programa lo subiremos los miercoles a las 6 pm 


2 ene. 2012

¿Y dónde quedó la cortesía?



Feliz año!! Realmente no sé si sean muchos o pocos los que leen a este trío de locos, pero infinitas gracias por hacerlo y apoyar este proyecto que inició hace apenas un mes.
Pues bien, hoy quiero hablarles sobre la cortesía y esas palabras mágicas que se nos enseñan desde pequeños. Hace algunos meses iba por la calle caminando con una buena amiga, veníamos cerca de una de esas tiendas donde puedes adquirir artículos para el hogar, de pronto sentí un empujón por mi costado derecho y en seguida vi a una mujer de edad pasar como si nadie hubiese estado frente a ella, mi reacción (que quizás no fue la más apropiada) fue decir en voz alta a mi amiga “que le pasa a la señora, se dice con permiso por eso los niños son como son” (o algo así la verdad no recuerdo las palabras exactas). Entonces me puse a pensar ¿en dónde se han quedado la cortesía y los valores que, supuestamente, los mexicanos tenemos tan arraigados?
Pocos días después un trabajador del transporte urbano hizo algo similar: subí para ir a la Universidad y pasé mi tarjeta “boletur” (Aquí en mi estado [San Luis Potosí] se maneja una tarjeta con descuento para estudiantes y personas de la 3ª edad llamada así) y el aparato me dio el tono de que no había “pasado”, lo intenté de nuevo y nada así que le dije al chofer que la pasaría en un rato más. Antes de bajar volví a intentarlo y de nuevo nada, lo que me desconcertaba era que acababa de ponerle crédito; el “amable” señor (también ya de edad) me dijo: “Si no traes dinero para que le intentas, mejor págame y ya” esto en un tono muy grosero. Efectivamente saqué mi cartera y le pagué pero antes de bajarme le dije “no hay necesidad de ser tan grosero, si tiene problemas los pasajeros no tenemos la culpa, que tenga un buen día” y bajé de la unidad. Unas semanas después tuve un incidente parecido con otro conductor, sólo que éste me hizo pasar do veces mi tarjeta igualmente de una manera grosera.
Si miramos a nuestro alrededor y ponemos sólo un poco de atención podremos notar que cada vez son menos las personas que te dedican un “gracias”, que te dicen un “por favor “o un “salud” cuando estornudas, y me refiero sólo a personas adultas porque ni hablar de los niños. Quizás suene a queja de mi madre, pero cuando yo era pequeña, y les hablo de cuando tenía entre 5 y 7 años, si no pedias las cosas “por favor” y decías “gracias” al recibirlas los mayores te reprendían con un sermón algo así como “debes decir por favor y gracias, no seas groser@, parece que no te eduqué bien, eso no fue lo que te enseñé” y un largo etc. Ahora cada que un niño es grosero o altanero los padres y en general los mayores que lo rodean le “festejan el chistesito” riéndose o justificándolos porque “sólo son niños”, mis disculpas pero que sean “sólo niños” no quiere decir que se justifique su falta de respeto.
Después cuando el “querubín” crece y se convierte en un tipo sin sentido de los valores es cuando los padres se preguntan ¿qué hice mal?, queridos lectores creo que la mayoría de nosotros crecimos en la tan mencionada generación del “por favor y gracias” (inclusive a circulado en Facebook un escrito para copiar y pegar en el muro), no tengo más de 20 años y realmente me es lamentable ver como se va perdiendo eso que tanto defendían nuestros padres; ¡no permitamos que las generaciones más jóvenes se conviertan en un futuro descortés e irrespetuoso! Nosotros (me refiero a los “mayores”) somos la clave, debemos educar a los más pequeños, inculcarles los valores y sobre todo el respeto hacia los demás. Me entristece ver y saber que quiénes deberían poner el ejemplo se están dejando envolver por el desinterés; podemos empezar simplemente saludando a nuestros vecinos por la mañana, dando gracias al encargado de la tienda de abarrotes, pidiendo cualquier cosa por favor, cediendo el asiento en el transporte a quien lo necesite, pidiendo permiso para pasar si alguien se “interpone” en tu camino. Son cosas muy simples de hacer y recordar, quizás ahora lo vean como algo sin mucha importancia pero realmente no creo que nos agrade que nos traten de mala manera, así que como dice el dicho “no hagas lo que no quieras que te hagan” y si alguna vez se portan groseros con ustedes simplemente sonrían y demuestren su educación.
Hagámoslo por un mejor país! :D

Datsuki-chan out!!